29082015_01_Notifoto

Una imagen esperanzadora, no alcanza

Eduardo Victor Lapenta
Partido Socialista de Azul

Abro el diario El Tiempo del sábado 29, y veo una foto con tres candidatos a Intendente: Ramiro, Ulises y Claudio. Una imagen esperanzadora de trabajo en común entre candidatos.

La esperable ausencia Hernán, el cuarto candidato con posibilidades. José lo recibió en su despacho de Intendente, como “ganador” del acto electoral entre las listas del peronismo. No hizo lo propio con los demás, ni siquiera con Claudio que fue quien obtuvo más votos, confundiendo –una vez más– el estado con el gobierno, el gobierno con el partido, y el interés público con su interés personal. Ambos buscaban algo: Hernán, evitar que los votos que obtuvo José queden en blanco o vayan a otro frente. José, que Hernán gestionara fondos provinciales para llegar decorosamente a fin de año pagando sueldos y manteniendo servicios. ¿Venta de humo? Lo cierto es que los fondos no aparecen.

11-8-Reunion-con-Hernanfoto-Carla-Bogliolo-720x340

El título de la nota dada por los Concejales, “La salud, en terapia intensiva”, se relaciona con “Estamos en un estado terminal”, frase de la Directora del Hospital Municipal (ET 27/8/2015), describiendo el paro de los trabajadores, la medida de fuerza de los anestesistas y la falta de insumos básicos en distintas áreas, y que solo atienden urgencias como si fuera “una sala de primeros auxilios”. También con las condiciones de “riesgo para la integridad física tanto de los trabajadores como para los pacientes” (ET 14 y 15/8/2015) porque hay filtraciones de agua en toda la estructura, que chorrea por las paredes en contacto con la instalación eléctrica. Y, respecto al EcoAzul (Noticias de Azul 28/8/2015) “sinónimo de desidia, abandono y corrupción”, Claudio prometió que impulsará una denuncia penal contra José y los funcionarios de la gestión, que transformaron el relleno sanitario en un basural a cielo abierto.

Hasta aquí lo positivo. Comprometerse juntos, a declarar la “Emergencia Hospitalaria, Sanitaria y Ambiental del Partido de Azul”.

Pero luego el paso atráscomo integrantes de un cuerpo deliberativo, no tenemos capacidad para resolver ciertos tipos de cuestiones… podemos ejercer algunas acciones para que el propio (Intendente) tome las decisiones en este aspecto”. Añadieron “sabemos que la situación del Pintos es crítica, como también lo es la del resto de los hospitales del distrito y de las unidades sanitarias”, y “lo que vamos a hacer es autorizar al (Intendente) a que haga una readecuación de sus gastos…. (para) sostener el sistema de salud… y que suspenda el inicio de nuevas obras”, y “le vamos a pedir al Ejecutivo que elabore un plan de contingencia… de salud para los meses que quedan hasta finalizar la gestión” (ET 29/8/2015). En lugar de controlarlo, limitarlo, o prohibirle, proponen “autorizarlo”.

Un ingeniero agrónomo del INTA contaba que, los productores agropecuarios afectados por las inundaciones, venían a consultarlo ¿Qué puedo hacer, tengo el campo inundado, los animales se están muriendo? “Váyase de vacaciones” era su respuesta invariable. Ante la sorpresa de su interlocutor, añadía, “ahora no puede hacer nada, debió prever las reservas de forraje hace seis meses”.

Los Concejales no actuaron temporáneamente, por ejemplo, aprobando el proyecto de ordenanza del socialismo sobre emergencia en el empleo público (abril/2014), que habría impedido esta crisis económica. Ahora tienen el desafío de pensar que pueden hacer como Concejales, no como ciudadanos comunes denunciando a la justicia o quejándose en los diarios. Con mayor razón aún si, además, son Candidatos a Intendente.

Decir que aprobarán una Ordenanza para darle el instrumento al Intendente, es una decisión difícil de digerir sin sufrir un ataque de risa. Nadie ignora que el Intendente es parte del problema, y no de la solución. Ningún azuleño, por distraído que esté, ignora que el Intendente hace lo que quiere, con o sin  autorización del Concejo Deliberante. Y así es como se gastó innecesariamente el dinero que debía reservar para pagar a los empleados, los insumos del sistema de salud, entre tantas otras cosas básicas que se adeudan. Y sigue igual, hablando de las obras que va a comenzar, o pagando medios de comunicación para defender su gestión (ET 25/8/2015), en definitiva, poniendo su propia persona por delante, en lugar de reconocer las prioridades para la gente.

Cuando el socialismo propone “jerarquizar el concejo deliberante” y reclama que designen por concurso un contador y un abogado, es para eso, para que tengan la información necesaria que les permita actuar en el momento oportuno. Y que dejen de mirarse el ombligo, busquen asesoramiento y apoyo allí adonde esté, para encontrar cauces de decisión reales. Por ejemplo, la ordenanza de emergencia podría prohibir, si repito, prohibir, que el Intendente continúe realizando gastos en los rubros que se consideran no prioritarios.

Claro, esto supone que deberían tener la información para tomar la decisión, especialmente quiénes integran la Comisión de Presupuesto ¿están a tiempo de hacerlo? ¿o mejor se van de vacaciones? De los Concejales depende.

La imagen juntos es esperanzadora, pero no alcanza. Es necesario que estén dispuestos a adoptar decisiones realistas, que puedan asegurar los servicios básicos a la comunidad, hasta el cambio de Intendente. Y allí demostrarán los quilates de un liderazgo democrático real.

Pin It on Pinterest

Share This
Subscribete al Newsletter

Subscribete al Newsletter

 

Únete a nuestra lista de correo para recibir las últimas noticias.

¡Te has suscripto correctamente! Gracias